ANMAT AVANZA CON LA DIGITALIZACIÓN IMPULSADA POR CRISIS DE LA PANDEMIA

Visto: 696

La pandemia ha sido una oportunidad de cambio para la ANMAT, pues en el contexto de la crisis el organismo avanzó hacia la digitalización de sus trámites y pese a las dificultades de la cuarentena no se detuvo ningún expediente.

La transformación de la ANMAT desde que la cuarentena impuso un nuevo paradigma de trabajo, fue detallada por Valeria Teresa Garay, subadministradora Nacional del organismo, durante una video conferencia organizada por ConsensoSalud.

“En tiempos difíciles y de tensiones convertimos las tensiones en hechos positivos” y entre esos hechos positivos mencionó las inspecciones remotas que “debimos implementarlas de un día para el otro”.

Otro cambio impuesto por la crisis fue digitalizar los trámites en cursos, que ya completaron al ciento por ciento en alimentos, mientras que en tecnologías médicas “prácticamente hemos terminado el proceso de digitalización”.

En medicamentos, “queda un último tramo de digitalización y estamos trabajando en ese proceso”, explicó la subadministradora de la ANMAT.

“La crisis fue la oportunidad de avanzar y si tenemos algo de atraso, es porque escanear trámites desde el papel lleva mucho tiempo”, explicó.

“Desearíamos ser más agiles. más dinámicos pero los procesos no se detuvieron y el ciento por ciento tramites están operativos priorizando lo urgente e importante”, subrayó Garay.

Al mismo, durante la nueva modalidad de trabajo “fortalecimos el dialogo con otros organismos del Estado y armamos redes de trabajo diferentes. Pero, sin el recurso humano no hubiéramos podido hacerlo”, completó.

Hugo Magonza, Director General de Cemic, presidente de Acami e integrante consejo asesor de la SSS, durante la conferencia admitió que en el sistema de salud “veníamos de deficiencias estructurales” y la pandemia “nos encontró sin reactivos, sin insumos de protección para el personal, sin equipos para los pacientes”.

Al instalarse la pandemia también en Argentina “procesamos de la experiencia europea que era poca y tomamos información incompleta. Así nos enfrentamos a un torrentoso rio del que no teníamos conocimiento hasta entonces”.

Magonza resaltó que los contagios del personal de la salud son más bajos con el resto del mundo” pese a estar inmerso en un “proceso épico” sin precedentes y que hoy sigue “muy comprometido” pese al agotamiento y la fatiga laboral.

Los protocolos para el personal sanitario han sido muy eficientes, resaltó Magonza, comparando que el porcentaje de contagio es del cinco por ciento lejos del promedio mundial del 15 por ciento.

Sin embargo, Magonza alertó sobre el riesgo de relajamiento en esta etapa que supuestamente es la última y que el directivo comparó “con fatalidad del descenso, como se llama en alpinismo”.

“La sociedad ha puesto al sistema de salud en la mira después de muchos años y ha depositado su confianza”, resaltó Magonza.

El directivo resaltó que el sistema de salud puede aún incrementar las camas de terapia y también en personal médico “podemos ampliar la capacidad de respuesta”.

“Hay dificultades en enfermería, pero desde hace muchos años, es donde se estresa más”, completó.

José Pedro Bustos, gerente de Gestión Estratégica SSS y ex gerente asuntos jurídicos del organismo, resaltó que el organismo no solo abonó los reintegros a las obras sociales “como ninguna gestión anterior, sino que incluso se pagaron por adelantado, por lo menos hasta julio”.

Bustos, advirtió que “el sistema de salud en un sentido está agotado porque el sistema contributivo está agotado”.

Bustos adelantó que durante la actual gestión se pretende eliminar dos situaciones de opacidad: el sistema único de {reintegros y las opciones de cambio.

Judit Diaz Bazan, subsecretaria de Calidad, Regulación y Fiscalización del Ministerio de Salud, resaltó que “fuimos capaces de reaccionar ante la emergencia y ante situaciones que nunca tuvimos, porque ninguna tuvo la magnitud de esta pandemia”.

Diaz Bazan coincidió que la tasa de contagio del personal salud bajo del 18 al 7 por ciento, pero advirtió que “vamos a tener que trabajar sobre la salud psicológica del personal de la salud y prepararlo para superar las situaciones estresantes”.

También lamentó “el exceso de datos no todos ciertos y no todos analizados por la evidencia científica”.

La funcionaria también formuló una advertencia durante la videoconferencia de ConsensoSalud: “la desatención de otras patologías como embarazos adolescentes, enfermedades cardiacas, hipertensión, diabetes, provocará un costo sanitario superior al COVIC”.